Juzgando — Estudia la Biblia Hoy





8/13     
  4 - 6 minutes
JUZGANDO
JUZGANDO
JUZGANDO



Matando a los primogénitos. Romanos 12:19
RVR1960 19 No os venguéis vosotros mismos, amados míos, sino dejad lugar a la ira de Dios; porque escrito está: Mía es la venganza, yo pagaré, dice el Señor. (A) NTV 19 Queridos amigos, nunca tomen venganza. Dejen que se encargue la justa ira de Dios. Pues dicen las Escrituras: «Yo tomaré venganza; yo les pagaré lo que se merecen», dice el Señor.

1. ¿Qué advertencia da Cristo acerca de juzgar?

Mateo 7:1
RVR1960 (Lc. 6.
37-38,41-42) 1 No juzguéis, para que no seáis juzgados.
NTV 1 »No juzguen a los demás, y no serán juzgados.

2. ¿Cómo se llama Satanás en las Escrituras?

Apocalipsis 12:10
RVR1960 10 Entonces oí una gran voz en el cielo, que decía: Ahora ha venido la salvación, el poder, y el reino de nuestro Dios, y la autoridad de su Cristo; porque ha sido lanzado fuera el acusador de nuestros hermanos, el que los acusaba delante de nuestro Dios día y noche. NTV 10 Luego oí una fuerte voz que resonaba por todo el cielo: «Por fin han llegado la salvación y el poder, el reino de nuestro Dios, y la autoridad de su Cristo. Pues el acusador de nuestros hermanos — el que los acusa delante de nuestro Dios día y noche — ha sido lanzado a la tierra.

NOTA: Entonces, cuando nos juzgamos, acusamos y condenamos unos a otros, estamos haciendo la obra de Satanás.

3. Si nos mordemos y devoramos unos a otros, ¿qué podemos esperar?

Gálatas 5:15
RVR1960 15 Pero si os mordéis y os coméis unos a otros, mirad que también no os consumáis unos a otros. NTV 15 pero si están siempre mordiéndose y devorándose unos a otros, ¡tengan cuidado! Corren peligro de destruirse unos a otros.

4. Antes de intentar juzgar, criticar o corregir a otros, ¿qué debemos hacer primero?

Mateo 7:3-5
RVR1960 3 ¿Y por qué miras la paja que está en el ojo de tu hermano, y no echas de ver la viga que está en tu propio ojo? 4 ¿O cómo dirás a tu hermano: Déjame sacar la paja de tu ojo, y he aquí la viga en el ojo tuyo? 5 ¡Hipócrita! saca primero la viga de tu propio ojo, y entonces verás bien para sacar la paja del ojo de tu hermano. NTV 3 »¿Y por qué te preocupas por la astilla en el ojo de tu amigo, cuando tú tienes un tronco en el tuyo? 4 ¿Cómo puedes pensar en decirle a tu amigo: “Déjame ayudarte a sacar la astilla de tu ojo”, cuando tú no puedes ver más allá del tronco que está en tu propio ojo? 5 ¡Hipócrita! Primero quita el tronco de tu ojo; después verás lo suficientemente bien para ocuparte de la astilla en el ojo de tu amigo.

5. ¿Qué dijo Cristo que no vino a hacer?

Juan 12:47
RVR1960 47 Al que oye mis palabras, y no las guarda, yo no le juzgo; porque no he venido a juzgar al mundo, sino a salvar al mundo. NTV 47 No voy a juzgar a los que me oyen pero no me obedecen, porque he venido para salvar al mundo y no para juzgarlo.
Juan 3:17
RVR1960 17 Porque no envió Dios a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para que el mundo sea salvo por él. NTV 17 Dios no envió a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para salvarlo por medio de él.

6. ¿Qué pregunta hace Pablo acerca de juzgar?

Romanos 14:4
RVR1960 4 ¿Tú quién eres, que juzgas al criado ajeno? Para su propio señor está en pie, o cae; pero estará firme, porque poderoso es el Señor para hacerle estar firme. NTV 4 ¿Quién eres tú para juzgar a los sirvientes de otro? Su amo dirá si quedan en pie o caen; y con la ayuda del Señor, quedarán en pie y recibirán la aprobación de él.

7. ¿A quiénes deben rendir cuentas todos?

Romanos 14:12
RVR1960 12 De manera que cada uno de nosotros dará a Dios cuenta de sí. NTV 12 Es cierto, cada uno de nosotros tendrá que responder por sí mismo ante Dios.

8. ¿Qué exhortación, pues, da el apóstol?

Romanos 14:13
RVR1960 13 Así que, ya no nos juzguemos más los unos a los otros, sino más bien decidid no poner tropiezo u ocasión de caer al hermano. NTV 13 Así que dejemos de juzgarnos unos a otros. Por el contrario, propónganse vivir de tal manera que no causen tropiezo ni caída a otro creyente.

9. En lugar de criticar a sus enemigos, ¿qué hizo Cristo?

1 Pedro 2:23
RVR1960 23 quien cuando le maldecían, no respondía con maldición; cuando padecía, no amenazaba, sino encomendaba la causa al que juzga justamente; NTV 23 No respondía cuando lo insultaban ni amenazaba con vengarse cuando sufría. Dejaba su causa en manos de Dios, quien siempre juzga con justicia.

10. ¿En qué difieren el juicio del hombre y el juicio de Dios?

1 Samuel 16:7
RVR1960 7 Y Jehová respondió a Samuel: No mires a su parecer, ni a lo grande de su estatura, porque yo lo desecho; porque Jehová no mira lo que mira el hombre; pues el hombre mira lo que está delante de sus ojos, pero Jehová mira el corazón. NTV 7 Pero el Señor le dijo a Samuel: — No juzgues por su apariencia o por su estatura, porque yo lo he rechazado. El Señor no ve las cosas de la manera en que tú las ves. La gente juzga por las apariencias, pero el Señor mira el corazón.
Lucas 16:15
RVR1960 15 Entonces les dijo: Vosotros sois los que os justificáis a vosotros mismos delante de los hombres; mas Dios conoce vuestros corazones; porque lo que los hombres tienen por sublime, delante de Dios es abominación. NTV 15 Entonces él les dijo: «A ustedes les encanta aparecer como personas rectas en público, pero Dios conoce el corazón. Lo que este mundo honra es detestable a los ojos de Dios.

11. ¿Cómo nos dice Cristo que juzguemos?

Juan 7:24
RVR1960 24 No juzguéis según las apariencias, sino juzgad con justo juicio. NTV 24 Miren más allá de la superficie, para poder juzgar correctamente.

12. ¿Cómo, por quién y con qué espíritu deben ser tratados los que han cometido faltas?

Gálatas 6:1
RVR1960 1 Hermanos, si alguno fuere sorprendido en alguna falta, vosotros que sois espirituales, restauradle con espíritu de mansedumbre, considerándote a ti mismo, no sea que tú también seas tentado. NTV 1 Amados hermanos, si otro creyente está dominado por algún pecado, ustedes, que son espirituales, deberían ayudarlo a volver al camino recto con ternura y humildad. Y tengan mucho cuidado de no caer ustedes en la misma tentación.

13. ¿De qué son generalmente culpables los que juzgan a los demás?

Romanos 2:1
RVR1960 1 Por lo cual eres inexcusable, oh hombre, quienquiera que seas tú que juzgas; pues en lo que juzgas a otro, te condenas a ti mismo; porque tú que juzgas haces lo mismo. NTV 1 Tal vez crees que puedes condenar a tales individuos, pero tu maldad es igual que la de ellos, ¡y no tienes ninguna excusa! Cuando dices que son perversos y merecen ser castigados, te condenas a ti mismo porque tú, que juzgas a otros, también practicas las mismas cosas.

14. ¿A quién no vamos a juzgar y condenar?

1 Corintios 11:31
RVR1960 31 Si, pues, nos examinásemos a nosotros mismos, no seríamos juzgados; NTV 31 Si nos examináramos a nosotros mismos, Dios no nos juzgaría de esa manera.

15. ¿Qué instrucción da Santiago con respecto a juzgar?

Santiago 4:11
RVR1960 11 Hermanos, no murmuréis los unos de los otros. El que murmura del hermano y juzga a su hermano, murmura de la ley y juzga a la ley; pero si tú juzgas a la ley, no eres hacedor de la ley, sino juez. NTV 11 Amados hermanos, no hablen mal los unos de los otros. Si se critican y se juzgan entre ustedes, entonces critican y juzgan la ley de Dios. En cambio, les corresponde obedecer la ley, no hacer la función de jueces.
Tito 3:2
RVR1960 2 Que a nadie difamen, que no sean pendencieros, sino amables, mostrando toda mansedumbre para con todos los hombres. NTV 2 No deben calumniar a nadie y tienen que evitar pleitos. En cambio, deben ser amables y mostrar verdadera humildad en el trato con todos.

16. ¿Por qué es más seguro no juzgar y condenar a los demás?

Lucas 6:37
RVR1960 (Mt. 7.
1-5) 37 No juzguéis, y no seréis juzgados; no condenéis, y no seréis condenados; perdonad, y seréis perdonados.
NTV 37 »No juzguen a los demás, y no serán juzgados. No condenen a otros, para que no se vuelva en su contra. Perdonen a otros, y ustedes serán perdonados.
Mateo 7:2
RVR1960 2 Porque con el juicio con que juzgáis, seréis juzgados, y con la medida con que medís, os será medido. NTV 2 Pues serán tratados de la misma forma en que traten a los demás. El criterio que usen para juzgar a otros es el criterio con el que se les juzgará a ustedes.
. Salmos 18:25-26
RVR1960 25 Con el misericordioso te mostrarás misericordioso, Y recto para con el hombre íntegro. 26 Limpio te mostrarás para con el limpio, Y severo serás para con el perverso. NTV 25 Con los fieles te muestras fiel; a los íntegros les muestras integridad. 26 Con los puros te muestras puro, pero te muestras astuto con los tramposos.

17. ¿Hasta qué momento se nos exhorta a aplazar el juicio?

1 Corintios 4:5
RVR1960 5 Así que, no juzguéis nada antes de tiempo, hasta que venga el Señor, el cual aclarará también lo oculto de las tinieblas, y manifestará las intenciones de los corazones; y entonces cada uno recibirá su alabanza de Dios. NTV 5 Así que no juzguen a nadie antes de tiempo, es decir, antes de que el Señor vuelva. Pues él sacará a la luz nuestros secretos más oscuros y revelará nuestras intenciones más íntimas. Entonces Dios le dará a cada uno el reconocimiento que le corresponda.

"JUZGUE no;" el funcionamiento de su cerebro Y de su corazón no puedes ver. Lo que parece mancha a tus ojos apagados, A la vista pura de Dios puede que sólo sea Un fiador, traído de algún campo bien ganado Donde sólo desmayarías y cederías. La mirada, el aire, que inquieta tu vista, Puede ser una muestra de que, a continuación, El alma se ha cerrado en una lucha mortal Con algún enemigo infernal y feroz Cuya mirada quemaría tu sonriente gracia, Y te arrojará estremecimiento en tu rostro. La caída que te atreves a despreciar Quizás la mano floja del ángel Lo ha sufrido, para que se levante Y tomar una posición más firme, más segura; O, confiando menos en las cosas terrenales, Que de ahora en adelante aprenda a usar sus alas. Y no juzgues a ninguno perdido, pero espera y verás Con piedad esperanzada, no con desdén; La profundidad de ese abismo puede ser La medida de la altura del dolor, Y amor y gloria que puedan elevar El alma a Dios en los días posteriores.

ADELAIDE A. PROCTER.

This Presentation was produced using ESTUDIA LA BIBLIA ¡HOY!
estudialabibliahoy.com